Escuelas cerradas y docentes hambreados: la política educativa de Cambiemos

Política

Comienza la etapa del año en la que los docentes se convierten en enemigos del gobierno. Lejos quedaron las promesas de campaña de la gobernadora María Eugenia Vidal en las que afirmaba que un docente no debía ganar menos de 40 mil pesos.

 

Por qué con las escuelas?

Por qué con los docentes?

"Porque cuando el Pueblo estudia no lo pueden engañar...."

Así decía una vieja canción de protesta de los setenta.

A esta altura del año, comienza desde el gobierno una batalla desigual con los docentes.

Una contienda que empieza cada febrero, negándoles a nuestros docentes la paritaria nacional, un derecho adquirido y respetado hasta la llegada de este gobierno.

Luego, los distritos hacen un ridículo ofrecimiento que por supuesto es rechazado y allí se lanza la campaña a través de los medios socios para demonizar tanto a los maestros como a los dirigentes sindicales.

Un ciclo que, lamentablemente se está convirtiendo en un clásico del verano pre inicio de clases.

Por otro lado, la gobernadora de la Pcia. de Buenos Aires se está encargando del trabajo sucio, una labor que parecería no molestarle- cerrando escuelas. Nueve en el Delta, treinta y nueve en el resto de la provincia. El motivo utilizado para justificar esta medida detestable es la baja matriculación.

Más allá de la vileza que representa cerrar un colegio, sabemos que ésto forma parte de una estrategia conceptual e histórica de la derecha liberal.

"La educación no es para todos"

Como los viajes, las salidas de ocio, el comprar una tv grande o cambiar el auto.

Necesitamos un pueblo que no estudie, cuanto menos sepa, mejor y si lo que sabe es porque lo vio en TN mucho mejor.

En contraposición, el gobierno anterior inauguró más de 1800 colegios y destinó el 6% del PBI a la educación. Claro está: diferentes criterios. Diferentes prioridades.

Hoy no reconocen aún la caída salarial de los años anteriores y empujan a los docentes  a un paro que luego utilizan políticamente. 

Nefasto procedimiento, cuando está en juego el futuro de los niños y adolescentes que en las próximas décadas tendrán que hacerse cargo de este país.

Aunque ellos, los Macris, Bullrichs y Peñas no están preocupados, porque piensan y viven una realidad en la que con los alumnos del Cardenal Newman reciben una –al menos deficiente- educación a cambio de una abultada cuota.

El resto de los niños y adolescentes, que caigan en escuelas públicas, si es que aún no las cerraron.

Sobre nosotros

El Centro de Estudios Políticos, Sociales y Culturales 25 de Febrero, ubicado en la calle Nicasio Oroño 1682, Ciudad Autónoma de Buenos Aires, es una construcción colectiva que propende a la difusión de la cultura e ideología de orden Nacional y Popular. Su objetivo es la generación de un pensamiento crítico y constructivo que defienda las banderas de un País libre, justo y soberano

Newsletter